Lo que voy a ganar con la eliminación del límite de caracteres en los mensajes directos de Twitter

Twitter anunció el 12 de agosto de 2015 que por fin se aplica la eliminación de la restricción de 140 caracteres en los mensajes directos, de lectura privada. Había anunciado ese cambio unos meses antes.

Esta modificación es parte de la transformación sustancial operada en estos últimos meses en la funcionalidad de los mensajes directos. Hay que sumar la posibilidad de crear grupos (excelente movimiento) y que se pueda recibir un mensaje directo de alguien al que no se sigue (pésima idea, que afortunadamente es opcional).

En la proliferación de reacciones y análisis se apunta (como casi siempre) a los beneficios que puede aportar a las marcas. Bien. También. Pero de lo que se trata es de ver si el cambio va a mejorar realmente la experiencia del usuario. La mía, sin duda.

¿Aporta algo nuevo, si ya usamos otras aplicaciones de mensajería?

Aunque se saluda el cambio, no se puede felicitar al Twitter por ser rápido en sus movimientos. Me gustó ese buen diagnóstico:

Resulta que yo no uso Slack. Tampoco Snapchat. Como soy uno de esos raritos que no está en Facebook, tampoco uso Facebook Messenger. Por lo tanto, no puedo opinar sobre los beneficios de MD de Twitter frente a esos competidores.

Sí que uso Whatsapp. Y estoy muy contento con ello. Me ha permitido un contacto fluido con mis familiares que no viven en mi ciudad. Ha conseguido traer a mi madre, que ya no es una chavala. Whatsapp permite además contacto rápido y extremadamente cómodo para cuestiones profesionales, de manera puntual. También con conocidos. Whatsapp ha tenido la virtud de quedarse con las conversaciones útiles que antes estaban en el correo electrónico. Y es mucho mejor así. Viva Whatsapp.

Con todo, doy la bienvenida al cambio de MD Twitter, que lo convierte en herramienta verdadera de mensajería, y que para mí va a tener ventajas sobre Whatsapp en algunos aspectos.

Era necesario eliminar la restricción de los 140 caracteres en los mensajes privados. Eso no es traicionar los principios ni la filosofía de Twitter. El mensaje privado tiene una dinámica que no tiene nada que ver con la de los tuits públicos. La restricción frenaba la conversación privada, puesto que recibías respuesta a tu mensaje que era parcial, y que se solapaba y tantas veces chocaba con el complemento que estabas redactando. Un despropósito, al menos comparado con la experiencia de usuario en las aplicaciones de los competidores. Problema resuelto. Bien.

Vayamos a la ventaja de MD de Twitter sobre Whatsapp. Veo una, pero es relevante. En MD Twitter no tengo que dar mi número de teléfono a nadie para mantener conversaciones privadas. Eso amplifica la capacidad de interacción a todas aquellas personas que sigo y me siguen en Twitter, criterio que me sirve de filtro claro. Me es extremadamente útil contactar y ser contactado por otras personas que conozco en la red, sin tener que pasar por darles mi correo electrónico y menos aún mi número de teléfono. Los MD de Twitter también me han permitido comunicarme con personas que conozco personalmente, pero que en un momento dado me es más cómodo y útil contactarlos por Twitter que por correo electrónico.

Total, que la eliminación de restricción de caracteres es una mejora de comunicación en un servicio que ya uso, y que por lo tanto, usaré más.

Grupos de MD de Twitter: uso para la docencia

El cambio introducido por Twitter me va a animar en dar un paso más en mi uso de Twitter en el ámbito de la docencia. En algunas de mis asignaturas el uso de Twitter es obligatorio. Si los alumnos no tienen cuenta en Twitter, tienen que crear una, porque la utilizo como herramienta para compartir contenido, para que los estudiantes escojan su caso a analizar y los otros vean cuáles ya están cogidos, para recibir respuestas de los estudiantes, para que hagan crónica tuitera de alguna sesión, para asignar horario de presentaciones. Además, todos los estudiantes del grado del que soy coordinador, Economics, Leadership & Governance, @elg_unav, activan su cuenta en el día uno en clase, para usos como los mencionados.

Con el cambio introducido por Twitter se abre la oportunidad -que utilizaré- de crear grupos en MD Twitter para comunicarme con ellos regularmente. Con la intención de sustituir la comunicación vía correo electrónico por la comunicación vía Twitter. No me hubiera planteado dar este paso con los grupos de Whatsapp, precisamente por la razón de que no quiero pedir ni tener los números de teléfono de los alumnos, ni que ellos tengan acceso generalizado al mío.

Bien por Twitter, y que siga dando pasos en la buena dirección.

***

Crédito foto destacada: Javier Pérez Weber

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s